Joyas especiales para tus momentos más preciados

Pulsera de eslabones de ancla de 18k 14912-8412

 3.595,00 IVA incl. (donde corresponda)

Esta pulsera de eslabones de ancla de oro de 18 quilates procedente de Francia es una pieza antigua rara y exquisita. Lleva el sello CE de France Societié, que da fe de su pureza y procedencia. La pulsera mide 19.5 cm de largo y 7 mm de ancho y pesa 21 gramos. Francia Sociedad CE.

Disponible

Detalles: Brazalete de 18k, France Societié CE *.
Era del Diseño: Retro (1935-1950).
Dimensiones: L 19.5 cm x W 7 mm.
Peso en gramos: 21.
Estado: Muy buen estado - ligeramente usado con pequeños signos de uso.

Envío y recogida: Esta elegante pieza se envía desde nuestra tienda ubicada en el centro de Ámsterdam, Países Bajos. Ofrecemos envío certificado y recogida local en nuestra tienda. En el caso de recogida local, se reembolsarán los gastos de envío aplicables.

Acerca de nosotros: agregue un poco de brillo a su estilo con Binenbaum.com. Ofrecemos una impresionante selección de joyas antiguas y vintage que no encontrará en ningún otro lugar. Desde anillos atemporales y collares deslumbrantes hasta broches únicos, tenemos algo para cada gusto y ocasión. Visite nuestro sitio web hoy y disfrute de un pedazo de historia.

Era del diseño

Diseño y contexto histórico

La industria de la joyería se vio significativamente afectada por el inicio de la Segunda Guerra Mundial en la década de 1940. Los metales preciosos, en particular el platino, escasearon y, en algunos casos, incluso se prohibió su venta. El paladio se utilizó como sustituto del platino en el esfuerzo de guerra. Para aprovechar al máximo la oferta limitada de oro, se utilizó una aleación de oro de bajo quilate con un mayor porcentaje de cobre. Esto resultó en oro con un sutil tono rojizo, pero mediante el uso de diferentes aleaciones, el oro pudo aparecer en una gama de colores dentro de una sola pieza. El oro también se manipulaba de varias maneras, como tejido, trenzado y enrollado. Técnicas como la resilla, la cannetille y la filigrana de encaje reaparecieron en la joyería. También se utilizaron diferentes texturas dentro de un mismo diseño, con acabados mate colocados junto a acabados brillantes para acentuar el diseño. El oro se convirtió en el principal metal utilizado en joyería durante las décadas de 1940 y 1950.

Materiales y artesanía

18k

El oro de 18 quilates es un tipo de aleación de oro que se usa comúnmente en la fabricación de joyas. Está compuesto por un 75% de oro y un 25% de otros metales, como cobre, plata o paladio. La adición de otros metales ayuda a aumentar la durabilidad y la resistencia del oro, haciéndolo más adecuado para su uso en joyería. El oro de 18 quilates es más suave y más propenso a rayarse que el oro de quilates más alto, como el de 22 quilates o el de 24 quilates, pero sigue siendo una opción popular para la joyería debido a su cálido color amarillo y su buena resistencia al deslustre. También es menos costoso que los oros de mayor quilate debido a la menor cantidad de oro utilizada en la aleación. El oro de 18 quilates es una opción popular para anillos de compromiso, alianzas de boda y otros artículos de joyería fina.

Dimensiones

19.5 cm de largo x 7 mm de ancho

Género

Peso (en gramos)

21

Estado

Realce la belleza de sus joyas con el cuidado adecuado

Usar tus joyas es una forma especial de expresarte y agregar un toque de estilo personal a cualquier look. Sin embargo, para garantizar que sus joyas permanezcan en perfectas condiciones, hay algunos pasos simples que debe seguir para que se vean lo mejor posible.

Instrucciones generales de cuidado:

Quítese las joyas cuando se duche o se bañe, especialmente cuando esté en la playa, en el mar o en agua clorada.
Evite usar joyas mientras realiza trabajos físicos como tareas domésticas, jardinería o ejercicio.
Almacenar sus joyas en un lugar seco y fresco ayudará a protegerlas de la humedad, la suciedad y el polvo.
Mantenerlo alejado de productos químicos agresivos como la lejía, el amoníaco y el cloro ayudará a evitar la decoloración y el daño.
Limpiar tus joyas con regularidad con un paño suave ayudará a que luzcan brillantes y nuevas.
Evite exponer sus joyas a temperaturas extremas, como dejarlas expuestas a la luz solar directa o cerca de un calentador, ya que esto puede dañarlas.
Manipule sus joyas con cuidado y evite dejarlas caer, ya que esto puede hacer que las piedras se aflojen o que los metales se rayen.
Finalmente, si es posible, haga revisar y reparar sus joyas por un profesional. Esto asegurará que cualquier problema potencial se detecte y solucione antes de que empeore.

Siguiendo estos consejos, podrá disfrutar de sus preciosas joyas durante muchos años.

 

 

 

 

 

 

Actualizando ...
  • No hay productos en el carrito.
×